Y tú ¿has visto a la Llorona?

De los cuentos de terror tenebrosos que hay, el más conocido y de mayor impacto es el de la temida Llorona, donde la leyenda cuenta que existió una hermosa mujer de origen indígena que cayó perdidamente enamorada de un caballero de la armada española, el cual dedicaba su vida a la búsqueda e invasión de nuevas tierras en los territorios de américa, la joven se convirtió en una protegida de este hombre, ya que ambos mantenían una relación amorosa, de la que solo podían disfrutar juntos cuando el caballero descansaba de las guerras en las que casi siempre estaba y solo podía pasar algunos días con quien hoy es conocida como “La llorona“.

Y tú ¿has visto a la Llorona?A medida que fueron pasando los años, ambos concedieron vida a tres niños sanos y fuertes, sin embargo él nunca estuvo dispuesto a complacerla para contraer matrimonio. Después de haber dejado pasar un largo tiempo, ella dejó de saber del paradero de su amado español, hasta que un día se enteró que el hombre a quien tanto amaba se estaba casado con una mujer española de alta sociedad, por lo que en venganza a esta traición ella decide tomar a sus hijos y ahogarlos mientras ellos aún estaban durmiendo.

La mujer arrepentida de lo que había hecho terminó quitándose la vida, un pescador encontró los cuerpos cerca de un lago, el cual formó parte de un estremecedor escenario de muerte.

Muchas personas afirman haber visto y escuchado gritos de una mujer cerca de lagunas, lagos y ríos, ella busca a sus pequeños con ropas deshilachas y un rostro esquelético con los ojos enrojecidos y va preguntando ¿Dónde están mis hijos? A parte de ello la leyenda cuenta que ella vaga por las calles de noche vengándose de los maridos infieles y de los que osan pegarles a los niños.

Leyenda del ermitaño del bosque

Un día nos juntamos con mis amigas a contar leyendas de terror en una plaza oscura que se encontraba cerca de nuestras casas, para de esa forma lograr entretenernos durante un tiempo prolongado.

Leyenda del ermitaño del bosqueUna de mis amigas decidió contar una historia de una persona que vivía en el bosque de nuestra ciudad, la cual era bastante solitaria y que acostumbraba a pasear por las noches en la ciudad, ya que de esa manera evitaba que las personas la vean. Una práctica muy habitual de este ermitaño que vivía en el bosque era que acostumbraba a colocar luces en el medio del bosque para de esa manera realizar algún tipo de señal a otras personas, pero nunca nadie pudo determinar a qué se refería con esas señales extrañas, las cuales pueden verse cada vez que se suben al monte más grande del poblado.

Todas mis amigas intrigadas por esa historia, que particularmente se había iniciado en su pueblo, decidieron ir al monte más alto ubicado en las cercanías al lugar en donde vivíamos. Una de mis amigas consiguió que su padre le prestara al auto para ir hasta el almacén, pero en realidad fuimos a ver si podíamos ver las señales de este hombre ermitaño. Al llegar allí vimos una gran cantidad de luces en el medio del bosque, pero no podíamos entender qué es lo que querían indicar. Al estar un buen tiempo allí, escuchamos una voz que dijo “Aún no saben lo que quiero decir?”.

Al ver que era el señor de la leyenda todas gritamos y corrimos hasta el auto para huir de allí, pero mi amiga se cayó y no logró seguirnos, por lo que decidimos abandonarla e irnos a pedir ayuda rápidamente.

Al regresar al lugar nos dimos cuenta que estaba mi amiga sentada viendo el bosque y las luces muy concentrada, mi padre y sus amigos no encontraron rastro de aquel ermitaño, pero al hablar con mi amiga nos dijo que se trataba de un hombre muy bueno que simplemente quería mostrar los atractivos de la belleza natural que otorga el bosque.